miércoles, 16 de noviembre de 2016

Queremos que se nos caiga un diente

Cuando los niños llegan a la edad en la que ya se les puede caer su primer diente,
parece que nunca llega ese momento,
están todo el tiempo comprobando si se les mueve alguno o no
y para ellos, por supuesto se les mueve.
Es en ese momento en el que las mamás, las tías...,
nos ponemos en marcha para que cuando llegue ese momento no les falte nada
y no nos pille desprevenidas.
Es por esto por lo que  Arrate y Patricia se pusieron en contacto conmigo
y me encargaron sendos ratoncitos.
Patricia me encargó uno para una princesita cuyo color favorito es el rosa,
así que, esta ratoncita en tonos rosas y lilas es para Ariane.


Arrate, por su parte, quería un ratoncito para su hijo Lier.
En esta ocasión los colores eran libres,
pero como yo se que Lier es un forofo del S.D. Éibar,
se me ocurrió que qué mejores colores que los de su equipo,
¿no creeis?




Ahora Lier ya tiene su ratoncito con la camiseta del Éibar.

Ariane podrá meter su diente en el bolsillo de su ratoncita
y Lier por dentro de la camiseta.


Ahora estos dos pequeños ya están preparados para la llegada del

Ratoncito Pérez.


Solo falta esperar a que se nos caiga un diente...

¡¡Suerte chicos!!